Article 31 August, 2021

Roberson Wine de barril: innovación en un sector tradicional

,


Hay algo encantadoramente anticuado en la industria del vino y los entendidos en la materia sentimos un gran placer al mostrar nuestros conocimientos sobre el vino cada vez que tenemos la oportunidad. En un sector con una gran tradición, la introducción de corchos de plástico y tapones de rosca tardó en aceptarse, pero ¿cuál es la reacción ante innovaciones más destacadas, como el vino de barril? ¿Es capaz el público de adoptar la idea de «tirarse» una copa de vino?

A algunos les puede parecer un paso demasiado atrevido, pero hay que tener en cuenta las ventajas que la adopción de esta innovación aporta tanto a las empresas como a los consumidores. Dejar de lado la tradicional botella de vino de cristal y el corcho puede ser una solución beneficiosa para todos: es mejor para el consumidor, porque disfruta de una copa de vino fresco a un menor coste; y es mejor para los restaurantes, porque reducen los residuos, mejoran sus credenciales medioambientales, gestionan sus existencias de forma más eficaz y ofrecen a los clientes una gama mucho más amplia de vinos por copas, lo que resultará atractivo para todos los paladares.
El uso innovador del PET en forma de barril para ofrecer una alternativa económica y sostenible a las tradicionales botellas de vino de cristal y a los barriles de acero es el elemento fundamental de este cambio.

Con un barril de PET, la inversión inicial es relativamente pequeña: apenas 200 euros por un cabezal de llenado manual. Posteriormente, se puede incorporar a un sistema automatizado para que los productores puedan ampliar la actividad. Es importante destacar que los accesorios de los restaurantes y bares para los barriles de PET son los mismos que se necesitan para los barriles de acero utilizados para el «vino de barril», por lo que no hay ninguna barrera financiera ni se necesita ninguna inversión en sustituir infraestructura costosa que impida hacer el cambio a los barriles de PET. Basta con conectar el barril de vino al sistema de bomba previo y empezar a servirlo.

Algunos distribuidores de vino, como Roberson Wine, han experimentado enormes beneficios en lo que respecta a la eficiencia de los envíos y el almacenamiento. Los barriles ligeros y de gran volumen requieren menos espacio de almacenamiento que las botellas de cristal, y su transporte es más rentable. Se reducen las roturas y el desperdicio en comparación con las botellas de cristal y no hay costes de reposición de barriles dañados, perdidos o robados, ya que los barriles Petainer son «de un solo uso», es decir, son no retornables y 100 % reciclables. Los barriles de PET también son fáciles de manejar durante el transporte y en los puntos de venta y hostelería.

Para aquellos a los que les preocupa que la calidad y el sabor se vean comprometidos, los avances de la tecnología permiten que el vino y la cerveza se almacenen eficazmente en PET y funcionen tan bien, si no mejor, que en los barriles de acero y las botellas de cristal. Un eliminador de oxígeno activo presente en el material Polyester Plus impide que el oxígeno penetre en el producto y reduce la pérdida de CO2. Los pigmentos del poliéster protegen el contenido contra la infiltración de los rayos UV y la degradación que estos pueden causar.

Se trata de una innovación que también está contribuyendo a la apertura de nuevos e interesantes mercados: un productor francés que colabora estrechamente con Roberson y que ha adoptado la tecnología de los barriles de PET ya ha informado a sus distribuidores estadounidenses de las ventajas de esta tecnología y enseguida ha recibido pedidos de sus vinos en barriles Petainer tanto desde la costa este como desde la costa oeste.

Acoger el cambio suele ser un paso difícil para la industria, y más aún para aquellos sectores en los que el patrimonio y la reputación son tan importantes. Para los productores de vino y el sector de la hostelería, las ventajas económicas y de sostenibilidad de los barriles de PET deben servir para dejar atrás la idea de que solo sirve la botella. Con una baja barrera de entrada, ofrecer una copa de vino más fresca y de mayor calidad –desde los vinos de la casa hasta los de alta gama– es sin duda una ventaja que beneficia por igual a los consumidores y al medioambiente.

For further information regarding Petainer and our packaging solutions, please don't hesitate to get in touch via our contact page

Article

Petainer appoints Brook House Hops as UK Distributer

Article

The View : les fûts Petainer, une solution durable et économique